Bambach | Dolor de espalda | Trastorno de las extremidades superiores

Trastorno de las extremidades superiores relacionado con el trabajo

Cómo la Bambach puede ayudar con el trastorno de las extremidades superiores relacionadas con el trabajo

Cuando te sientas en la silla tipo montura Bambach:

  • Las caderas están en un ángulo de flexión de 45 grados en la rotación externa y abducción. Esto permite que la pelvis se coloque en su posición neutral vertical.
  • Al proporcionar una posición pélvica neutra segura, garantizará que la columna vertebral se posiciona en su posición vertical neutra en forma de «S».
  • Con la pelvis y la columna vertebral en su posición natural y neutral, la cintura escapular (formada por la clavícula y la escápula ) se retrae en su posición natural y el cuello, la cabeza y las extremidades superiores pueden actuar de manera equilibrada y eficiente. Las sillas convencionales hacen que la pelvis rote hacia atrás en la inclinación posterior, lo que hará que la columna vertebral cambie de una forma de «S» natural a una «C» y que la cintura escapular se extienda y rote hacia adelante y la barbilla sobresalga.
  • Las extremidades superiores se pueden mantener en una posición de rango medio, lo que es beneficioso para reducir la carga estática y mantener la longitud muscular y el tono normal.
  • Los hombros y los brazos están relajados y las manos no tienen que trabajar en el rango de movimiento final ni cerca de él, lo que permite una mayor precisión, potencia y una mínima fatiga.
  • Ayuda al mantenimiento del equilibrio y la simetría. Activa los músculos del control postural de una manera equilibrada que permite el desarrollo de una postura simétrica.
  • Una perfecta postura conllevara a un mejor control de la cabeza, lo que significa que la vista se maximiza y se facilita la coordinación mano-ojo.
  • La Bambach permite un acceso cercano a las superficies de trabajo y tareas de trabajo.
  • La acción giratoria de la Bambach reduce las fuerzas de rotación en la columna cervical, lo que puede provocar la degeneración de las vértebras, el dolor de cuello y los dolores de cabeza.
  • Los espacios torácicos, abdominales y pélvicos se maximizan, lo que mejora la función y la circulación de los pulmones y los órganos internos.